25 C
Mexico City
domingo, abril 14, 2024

Anuncia Xóchitl Gálvez que cerrará las refinerías de Cadereyta y Ciudad Madero

Fecha:

Este sábado, la candidata a la Presidencia de la República por la coalición Fuerza y Corazón por México, conformada por PAN, PRI y PRD, Xóchitl Gálvez Ruiz, anunció que, por sus altos niveles de contaminación, su proyecto de país contempla el cierre inmediato y definitivo de las refinerías “Ingeniero Héctor R. Lara Sosa”, en Cadereyta, Nuevo León y la refinería “Francisco I. Madero”, en Tampico, Tamaulipas.

 

En Monterrey, Nuevo León, al participar en el Foro de Medio Ambiente “Por un Nuevo León Sustentable”, la ingeniera aseguró que los trabajadores de ambas refinerías tendrán garantizada, su fuente de empleo y sus derechos laborales.

Explicó que esta decisión también busca proteger la salud de los trabajadores y la de sus familias, quienes viven en las zonas circundantes de Cadereyta, Nuevo León y Tampico, Tamaulipas.

La candidata, quien ha estudiado por años los efectos del cambio climático y la contaminación en México, expuso que la refinería de Cadereyta es la principal fuente fija de contaminación y la primera causa de enfermedades respiratorias para los 5.3 millones de habitantes de esta ciudad.

Además, emite alrededor de 90 por ciento del dióxido de azufre que se esparce por distintos municipios de Nuevo León e incluso afectan la zona este de Coahuila.

De igual forma, la refinería “Francisco I. Madero”, ubicada dentro de la zona urbana de Tampico, es una de las principales fuentes de contaminación del aire, el suelo y el mar en el sur de Tamaulipas, por la generación de dióxido de azufre y monóxido de carbono.

“Para defender la vida tenemos que cerrar las refinerías de Cadereyta y Tampico. Para defender la verdad tenemos que reconocer que el calentamiento global es un hecho real. Donde no hay salud no puede haber libertad, donde no invierten en energías renovables, limpias y eficientes, no puede haber prosperidad”, dijo en el encuentro donde participaron especialistas en medio ambiente, movilidad y energía.

Agregó que los terrenos de 767 hectáreas en Cadereyta y 544 hectáreas en Tampico, así como toda la infraestructura de ambas refinerías se pueden convertir para almacenar combustibles limpios y procesamiento de captura de carbón.

Para finalizar, Gálvez Ruiz indicó que el cierre de estas refinerías representa también una decisión correcta para sanear la crisis financiera de Pemex pues cada vez que Petróleos Mexicanos refina un barril de petróleo para convertirlo en gasolina, el gobierno mexicano pierde dinero.

RECIENTES

spot_img